LauraTorres | ¿Cómo cobrar un trabajo de diseño?
Hola soy Laura Torres, diseñadora freelance. Te presento mi portfolio con algunos de mis trabajos de diseño gráfico y diseño y desarrollo web.
laura torres,portfolio,diseño,diseño gráfico,diseño web,diseño y desarrollo web,ilustración,freelance,gipuzkoa
563
single,single-post,postid-563,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-1.9,wpb-js-composer js-comp-ver-4.4.3,vc_responsive
Cuánto cobrar freelance

¿Cómo cobrar un trabajo de diseño?

Este post va dedicado a todos aquellos que estamos empezando en este mundo del diseño como autónomos, ya sea como freelance o montando una pequeña empresa.

Tantas veces he buscado en internet ¿Cómo cobrar un trabajo de diseño? Y casi siempre me he encontrado con las mismas respuestas:

A)      Por hora; hazte un esquema de cuanto quieres ganar (siendo consiente de si eres aprendiz, medio o experto), según tus gastos y necesidades y calcula un 20 o 25% más del total, por contratiempos que suele haber con cada cliente.

Estaría muy bien…pero yo me pregunto, ¿tiene el mismo precio de hora, un cartel para el bar de debajo de casa que quiere promocionar un concierto de unos músicos en su local, que la creación de una web responsive para una óptica, que además tendrá un catálogo de productos?

Y la segunda respuesta es:

B)       Por proyecto. Hazte un presupuesto basándote en tus gastos fijos, en las horas que te llevará cada trabajo, el tipo de proyecto, y ten en cuenta la situación o el tipo de cliente para el que estás trabajando.

También estaría muy bien…pero volvemos a la pregunta del principio, ¿Sobre qué valores me debería basar para no cobrar ni muy barato, ni muy caro según el resto de colegas de profesión?

A partir de todas estas dudas, hice lo que muchos habréis hecho en algún momento…o que haréis, y es poner en un buscador: TARIFAS DE DISEÑO  2013.
Los resultados  414.000.000…y vale, no he mirado todos, pero puedo asegurar que no existe unanimidad a la hora de decidir un sistema de cobro.

No conseguí la “respuesta”, lo que si conseguí, a través de contrastar, fueron unas pautas, que nos ayudaran a elegir sí cobramos de una manera u otra. Sea  cual sea nuestra opción, aquí os dejo  unos sencillos consejos, que nunca viene mal.

precio fijo vs precio hora

PRECIO POR HORA

Cobrar por hora significa que realizas una estimación de horas necesarias, ofreciendo esta información al cliente y, por tanto, dejando abierto el precio final del trabajo. Y esto, la verdad, no es algo que guste mucho al cliente.

El proceso de cálculo del precio por hora, es un ejercicio recomendado para todo trabajador freelance, ya que obliga a hacerse preguntas estratégicas sobre nuestro negocio y ofrece una primera referencia numérica para determinar el precio de nuestros proyectos.

Hay freelancers que se sienten cómodos con este método porque elimina el riesgo de cubrir el tiempo dedicado al proyecto del cliente. Sin embargo, muchos freelance experimentados advierten de los riesgos y problemas que tiene esta forma de presupuestar no son pocos.

Con el precio por hora estamos construyendo el precio desde nuestro lado; nuestros costes, aspiraciones, y dejamos fuera de la ecuación aspectos del cliente, del proyecto y el mercado.

Estamos fijando un límite a nuestros ingresos: cualquier trabajador independiente tiene un límite de horas al día para trabajar, y si se aferra a un precio por hora está limitando sus ingresos potenciales.
Por ejemplo: si fijamos nuestro precio por hora en 30 euros y estimamos que podemos facturar unas 1.400 horas al año, estamos limitando nuestros ingresos anuales brutos a 42.000 euros. ¿Hay necesidad de fijarse este límite?

Los trabajadores freelance con experiencia advierten de que el precio por hora es un enemigo de nuestra libertad.

PRECIO FIJO

Los freelance con una dilatada experiencia afirman que el precio fijo es la mejor opción. Ya que es la forma de trabajo más orientada y alineada con los clientes.

Trabajar con precios fijos por proyecto centra el discurso con los clientes en el valor aportado, alcances, requerimientos y entregas, que son los aspectos sobre los que se debe hablar, trabajar y negociar.

Además este sistema de cobro, nos da cierta libertad. Vendemos nuestras creaciones, nuestras soluciones, y no nuestro tiempo.

CONCLUSIÓN

El análisis realizado nos permite concluir con esta serie de recomendaciones, para que podamos decidir cómo cobrar por nuestros servicios freelance:

  • El cálculo de nuestro coste por hora y precio por hora es un ejercicio obligado y recomendable, pero debe ser utilizado solamente como una referencia interna, de base.
  • No hay fórmula mágica, cada freelance, cliente, mercado y proyecto es diferente.
  • Contrastar siempre tus precios con los del mercado nos ayudará.
  • El precio es algo dinámico, requiere de una revisión y actualización periódica. Tu situación, experiencia, reputación y objetivos profesionales evolucionan.
  • Comunica y argumenta el precio con tus clientes, respetando siempre no sobrepasar el mínimo que te has marcado.
  • No confundas valor con coste.
  • Hacer un ejercicio de estandarización de nuestros  servicios, analizar nuestros proyectos, estimando bien su precio y ofrécelos a nuestro cliente como un paquete cerrado y de precio fijo.

fuente: http://www.lancetalent.com/blog/freelance-cuanto-cobrar/

Ya para acabar…

En toda esta búsqueda me encontré con que existen softwares ideados para calcular cuánto puedes cobrar por tus servicios profesionales independientes, ya sea tomando en cuenta factores como el tipo de proyecto, el cliente, la ubicación, así como tu educación y experiencia laboral (aspectos cualitativos). Como por ejemplo CuantoCobrar .

O bien programas que calculan a través de herramientas de basadas principalmente en aspectos cuantitativos. Como FREELANCE SWITCH.

ON THE JOB  nos ofrece, además de poder crear un precio por hora y calcular automáticamente cuantas horas trabajamos en un mismo proyecto (algo parecido a un temporizador), la facilidad de llevar de una manera muy sencilla las facturas  personalizables y una cartera de clientes.

Y por último tenemos a COSMONAUTA, una aplicación que con seis sencillas preguntas te da el valor aproximado, de cuanto debería ser tu precio por hora, como freelance.

Bueno, espero que os haya servido de ayuda, aunque sea un poco. Y que la decisión que toméis se adapte bien a vuestros objetivos.
Si ya decidisteis un método de cobro, les agradecería y no vendría nada mal que lo comentaseis a los que vamos seguimos haciendo: prueba, error.

Sin comentarios

Publicar un comentario